¿Qué es el decoletaje industrial?

Podemos definir el decoletaje industrial como el proceso de fabricación de piezas de revolución mecanizado. Este proceso consiste en partir de un cilindro mecánico del que iremos arrancando material para obtener la pieza deseada.

Piezas obtenidas por decoletaje indutrial son por ejemplo, los tornillos, las varillas roscadas, los bulones, pernos, ejes, etc.

El proceso de fabricación se realiza en tornos, normalmente regulados por un sistema de control numérico que puede ser de cabezal fijo o móvil.

Bulón exagonal 10.9

Como podemos intuir la fabricación de este tipo de piezas se utiliza en prácticamente todos los ámbitos industriales, desde la automoción o la aeronaútica hasta la relojería, pasando por la industria naviera o, incluso, por las prótesis médica.

El decoletaje puede hacerse en procesos industriales en serie, para grandes tiradas de producción o también en pequeños talleres especializados en la construcción y elaboración de este tipo de piezas a medida.

La ventaja de este tipo de fabricación es que pueden conseguirse repuestos a medida para, por ejemplo, vehículos que ya han dejado de producirse. Imaginemos que hemos comprado un buick del 56 y se nos ha roto el eje de alguna biela. Conseguirlo sería prácticamente imposible pero sí podemos contratar en un taller especializado que nos fabrique la pieza y en el material que queramos.

Buick del 56
Buick del '56

Este tipo de piezas tienen marcados unos números en su cabeza, por ejemplo, el bulón de la imagen superior tiene 10.9 y el más usual que puedes encontrar en tu tienda de bricolaje o en tu ferretería será de 8.8.

Esos números indican la resistencia a la rotura y a la deformación según marca la norma EN ISO 898-1. El primer valor indica la resistencia a la rotura y cuanto mayor es el número mayor es su resistencia, viene expresado en HectoNewtons por milímetro cuadrado.

Así, por ejemplo, un tornillo 4.6 soportará hasta 400 N/mm2.

El segundo valor nos indica el límite elástico y viene expresado como un tanto por 10 del límite de rotura. En el ejemplo anterior, del tornillo 4.6 vemos que 6 es el tanto por 10 sobre los 400 N, es decir, 400 x 0,6 = 240 N.

Estos valores están normalizados según la siguiente serie: 4. 6, 5. 6, 5. 8, 6. 8, 8. 8, 10. 9 y 12. 9

El tornillo más resistente, por tanto, será el 12.9 que tendrá 12oo N/mm2 como límite de rotura y 1080 N/mm2 como límite de elasticidad.

Existen, además, las denominadas piezas de alta resistencia que llevan una denominación especial. Por ejemplo, los tornillo de alta resistencia se denotan por las letras (TR) seguidas por el diámetro de la caña, una caña y la longitud del vástago.

Así, por ejemplo, un tornillo de alta resistencia de diámetro 12 y de 10cm de longitud, se denota como: TR12x100.

Esa misma nomenclatura se utiliza para todo tipo de tornillos sustituyendo las letras TR por la letra de su métrica y añadiendo al final el valor de la calidad. Por ejemplo, un tornillo de métrica 8, longitud 6cm y calidad 8.8 se denota: M8x60 8.8

Como podemos ver el tema del decoletaje industrial puede dar mucho de sí y volveremos a él en posteriores capítulos.